Los trabajadores extranjeros tienen mucho más difícil acceder al empleo que hace cuatro años.

Lun 09 Julio de 2012

Los datos del paro registrado en el pasado mes de junio, arrojan que hay casi 75.000 trabajadores extranjeros en paro, y es que desde el 2008, año en el que comenzó ha mostrarse con más fuerza la crisis, el paro entre los trabajadores extranjeros se ha triplicado.

 Es un hecho que las posibilidades que estos trabajadores tenían para encontrar un empleo se han reducido a pasos agigantados. Esto lo demuestran las autorizaciones de trabajo concedidas por el Gobierno, que en 2008 fueron de 85.877 autorizaciones para que trabajadores extranjeros extracomunitarios, pudiesen trabajar en nuestra comunidad Autónoma, y en 2012 apenas han llegado a 34.000 autorizaciones.

Una de las consecuencias directas de estas crisis, es que tenemos un mercado de trabajo con escasas oportunidades y con una competencia feroz, que hace que los inmigrantes cada vez lo tengan más difícil, por eso, muchos de ellos se encuentran trabajando en la economía sumergida que permite que sean utilizados como trabajadores baratos.

Los resultados y consecuencias de esta crisis es nefasta para todos los trabajadores y trabajadoras tanto de Andalucía, como del resto de país, siendo los principala afectados por toda esta situación tan difícil que estamos atravesando. Pero aún más dramáticas son las situaciones que están viviendo los trabajadores extranjeros, sobre todo los extracomunitarios, para los que perder su empleo puede llegar a peder su permiso de residencia.

Desde UGT Andalucía, defendemos por igual los derechos de los trabajadores y trabajadoras, tanto nacionales como extranjeros, por ello, exigimos al Gobierno soluciones inmediatas, eficaces y ágiles para crear empleo, y no seguir  con la política de ajustes y recortes acompañada de subidas de impuestos, que hacen que la clase trabajadora se encuentre cada vez en una situación más precaria y cruda, y todo para conseguir reducir el déficit, sin importar el precio,  incluso llevando a pique a nuestro Estado de Bienestar que tanto esfuerzo ha costado alcanzar.

COMENTARIOS

Identifícate o regístrate para poder realizar un comentario.